Follow by Email

jueves, agosto 21, 2008

Más sobre mi duende

Cuando yo era jovencita --cerca de los 15 años-- definí, superficialmente, cómo me gustan los hombres: altos, blancos, inteligentes, pelo bueno (solo la inteligencia no es negociable). El punto es que Augusto era perfecto en todos los sentidos: mide 6'3" (1.88 Mt.), tiene 38 años (soltero y sin hijos), habla por lo menos 4 idiomas (que yo pude determinar), tiene el pelo largo y lacio, en una colita, extremadamente inteligente y, además, es bellísimo (bono extra).

Todo esto viene al punto de que él aparentemente terminó conmigo, aunque no teníamos nada, porque por lo visto yo soy la culpable de todo, la mala de la película. Parece ser que el día aquel, luego de yo advertirle que no viniera, él vino y yo, como apagué todos los teléfonos, no lo supe nunca. Cuando me fui a acostar, como a las 8 de la mañana, vi varias llamadas perdidas, mensajes de texto y de voz. Los de texto decían: "Asómate al balcón que tengo algo que darte" y el otro "Final". Obvio, la mala soy yo, por eso terminó conmigo.

Solo de una cosa me arrepiento: de no haberme acostado con él ¡hasta las lesbianas me decían que era excelente en la cama!

Hablando del rey de roma, pasa que yo, y algunas amigas mías, somos expertas en reconocer los síntomas de un abusador. Este entrenamiento uno no lo recibe de manera regular, pero quien ha estado en esta situación y ha recibido terapia, sabe reconocerlos desde un primer momento. La palabra clave para las supervivientes de violencia es ALERTA.

Ahí te van las generales:

1. Si un hombre te llama más de 3 veces en una hora, luego de no poderse comunicar... ALERTA. Sea que no contestaste, o que no lo oíste, o que no tenías señal, con 2 llamadas debe bastar para que tú contestes la llamada, no es necesario llamar 15 veces. Una vez un tipo me llamó 40 veces en un día (sobra decir que nunca contesté).

2. Si un tipo, en la primera o segunda salida, dice, aunque sea de relajo: "me pongo celoso"... si quieres y te gusta mucho le puedes dar una oportunidad, pero alerta. Puede ser un controlador.

3. Si alguien te pregunta sobre todas las personas que saludas en la calle y te pregunta qué tienes con ellas, y además, te hace un show: ALERTA. Es un controlador.

4. Si una persona te revisa el celular, no importa quién sea, es ilegal. Mi sugerencia es: a la primera una advertencia, a la segunda, una denuncia en la fiscalía. Ya he conocido de vicio casos que empezaron así y terminaron mal.

5. Si una persona no acepta o no respeta un NO, sin importar lo insignificante que sea ("no quiero otro trago", "no me llames después de las 10") ALERTA ROJA. Estás en gran peligro. Esta persona no conoce límites, puede violarte o matarte. Recomiendo cortar la relación inmediatamente, porque no te respeta.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿y cómo lo ve usted que tiene lentes, doctor?