Follow by Email

jueves, abril 29, 2010

Los pleitos

"Solo existen dos cosas: excusas y resultados... y las excusas no valen"


Pues la verdad que me tienen amordazada. El otro día me puse a opinar sobre relaciones ajenas y me contestó Mujer Moderna que qué chiste tiene andar contanto: "qué bonito, qué dulce, qué romántico, qué bien nos llevamos y qué felices somos..." o sea, a ponerse uno de ridículo y de cursi... esa vaina da hasta náusea. No sé tú, pero a nadie le gusta oír que otra persona es feliz (en mi caso con la sola excepción de mi mamá y mis hijos, pq es un amor no egoísta. Según lo que yo he visto con los ojos de la cara.... hay mamás que ni eso!), por más que tú quieras a alguien, lo mejor que pueden hacer tus mejores amigos por tí es ser desdichados, lo contrario es muuuuuuuuuuy aburrido.

Precisamente porque estoy de acuerdo con eso casi no escribo desde diciembre. Eso y que el tiempo no me alcanza para pasármela rapando, resacada y como quiera entregar a tiempo todo el trabajo pendiente.

Pero si esta chica tiene un bló, a pesar de estar casada, es porque el happily ever after no existe. Aquí es que empieza lo bueno. O sea, amárrate el cinturón, que vas a empezar el recorrido de tu vida!! no hay jornada más interesante.

Pues yo siempre digo que nosotros no peleamos, pq aunque nos la pasamos discutiendo "vehementemente" como le dice el duke (y a los gritos), nunca hay insultos. Pero lo más importante lo noté mucho más tarde: los resultados. La experiencia individual que tiene más peso en definir el éxito de esta relación es esta. No hemos tenido que pelear dos veces por la misma vaina. Porque cuando yo tengo una queja el duke podrá defenderse, protestar, brincar y patalear, pero a la larga nunca lo vuelve a repetir.

Recuerdo la primera vez que me encojoné con él en grande. Por el asunto aquél de la cena con el amigo. Desde ese día nunca ha dejado de invitarme absolutamente a todo. No se comprometió a hacerlo, sencillamente lo hizo, y tengo que tomar en cuenta que la inmensa mayoría de las veces han sido actividades de trabajo. Lo último que me dijo fue: "donde vaya yo, vas tú, tú eres mi esposa, acostúmbrate".

Otra de las vainas que me quillaban de él era la pegadera con la hija. No soporto a nadie que me diga que lo primero en su vida son los hijos, porque así no fue diseñado.... Y en todo caso, lo primero era la hija, segundo él, tercero la bici, cuarto el trabajo, quinto... supongo que el resto de la familia! con lo cual, yo podía ganarme un módico sexto lugar en su vida ¡con suerte! (claro que fue en parte mi grandísima culpa: yo fui que le propuse una relación casual y sin compromisos) Yo le dije mi opinión sobre este tópico desde el principio y al poco tiempo toda esa escala de valores fue reorganizada poco a poco, al césar lo que es del césar. Cada cosa en su tiempo y en su espacio.

Y hablando del compromiso también tenía problemas con la falta de compromiso que le veía en sus relaciones anteriores. Y se lo decía. Por supuesto, me refiero a las relaciones serias. Yo no comprendo el concepto del novio eterno. Eso no lo aguanta nadie. Un noviazgo debe tener un objetivo, un principio y un final. Llega un punto que o se pasa al próximo nivel o siga su camino y que le vaya bonito! yo seguiré buscando.... Ya tú sabes cómo resultó eso.

Está la muy conocida discusión del especial. Como sabes ocurrió a finales de noviembre. Aunque ese día él me mandó a la mierda, el resto de los meses se fue de boca buscando cómo demostrarme que yo era especial... hasta que lo logró.

Y me he encojonado porque él se deja joder del jefe.... no lo ha hecho más.... o porque no me llamó a cierta hora, y llama dos veces todos los días antes de esa hora (quizás por miedo a que yo caiga en un shopping spree que le cueste un ojo de la cara ¡quién sabe!) Que me molestaba la llamadera si no era para vernos.... lo dejó, que si él no había terminado con la novia de una manera clara él no tenía el cerebro bien amueblado.... la dejó. Y cuando le dije que lo de nosotros nunca podía ir para parte, porque los obstáculos eran demasiados.... se cagó en ellos y los fue derrumbando uno por uno. Los ejemplos son incontables.

Lo importante que ninguno de estos ha sido un ultimátum. Nunca hubo un chantaje o una amenaza. Nunca le dije que si no resolvía yo prefería seguir mi camino sola (aunque sí lo tenía decidido). En cada uno de los casos él me dio pelea, se defendió con uña y dientes..... para terminar resolviéndolos solo, voluntariamente él, sin haberlo prometido antes (¡qué diferencia con mi segundo marido, que prometía y no cumplía como todos los viciosos!) Y no se me ocurre otra cosa que pensar que lo hizo para complacerme, para hacerme feliz. Y por eso lo amo.

So, 8 dead, 1 to go.... ¡Mañana veo a mi marido!

lunes, abril 26, 2010

Mi casa es tu casa

Señores, pero la verdad que la confianza es una vaina maldita....

El viaje de febrero del duke yo lo aproveché para hacer algunos cambios en la casa que tenía pendiente hacer y para los cuales su presencia me estorbaba. Además, así le guardaba la sorpresa. No son cambios mayúsculos, sino retoque de pintura (y cambio de color) en un par de paredes, compra de lamparita, cojines y sábanas, un mantel por aquí, un accesorio o decoración de pared por allá, cambiar algunos muebles de sitio y entrarle con pintura negra de aceite a todo lo que ví viejo o feo o desfasado, sin discriminación (poco me faltó para entrarle a las paredes también). En fin, que todos estos detalles cambian notablemente la imagen de una casa. Conclusión, que yo también me sentía que acababa de mudarme en una casa nueva. Cuando él volvió le insinué muy sutilmente, catálogo de IKEA de por medio, qué hacía falta para acomodar mejor todas sus cosas.

Para este viaje la historia es diferente. Aparte del cambio (no sé qué tan evidente) que él pueda notar en mí (por aquello de que cuando yo me pongo nerviosa no me como las uñas, sino que cojo una tijera y le entro a los cabellos y me he pasado el día nerviosa...) la casa está con el mismo desorden que él la dejó. Muy por el contrario, ahora le dije militarmente lo que yo quiero y la casa necesita y que él va a pagar tan pronto vuelva. Así, sin anestesia.

Por supuesto, esto es un abuso de confianza.... pero ¿qué se le va a hacer? él se lo buscó, y te voy a contar por qué. Muchas cosas han cambiado desde aquél 2 de marzo. Ese día él entró a formar parte oficial de esta familia, no por el hecho de venir a vivir aquí (si te recuerdas, como quiera él se quedó aquí la semana completa antes de irse y desde diciembre no dormía en otra parte), sino por el compromiso que significó hacerlo.

Duke llevaba 5 años viviendo aquí, en un contrato de trabajo, pero esta no era su casa. Y como no era su casa, y República Dominicana no era más que una etapa en su vida él nunca trajo sus cosas de su casa, la casa de sus padres. Y precisamente cuando ya no tiene el trabajo seguro decide traer su mudanza y hasta pagar sobrepeso por ella. Esto para mí es una señal mayúscula de su compromiso conmigo, precisamente cuando tiene todo en contra, cuando la lógica dictaba que era hora de regresar, él decide volver para quedarse. Y trae todo lo que tiene. No son tantísimas cosas, puesto que él tiene la mala costumbre de dejarles todo a las esposas cuando se divorcia. Pero son todas las que le importan y ¡hasta en la composición de la mudanza se nota que nos complementamos!

Trajo su carro (que yo no tengo), su equipo de música (que yo no tengo), su bicicleta (que vale más que el carro) y libros por cajas (que yo sí tengo por pipá, pero más siempre son bienvenidos).... y además todos los manteles, toallas, ropa de cama, vainas de cocina, artículos deportivos y sus vitaminas (los viejos usan más potes que las mujeres). Tan pronto llegó compró e instaló libreros, estantes y organizadores. Todo esto me habla a mí de compromiso y se lo agradezco.

La otra parte que muestra su intención es su aclopamiento con la familia. A mi hijo menor no hay quién lo haga dejar de llamarlo "papi"; no sé si al duke esto le molestará (honestamente, me tiene sin cuidado, ellos son blancos y se entienden..... a mí no me corresponde meterme en esa vaina). Pero él, por su parte, fue al club a inscribir a los muchachos en deportes y cuando llenó los formularios se puso tranquilamente como papá. Punto resuelto.

Y hace un par de días durante una conversación recuerdo que él hacía ciertos planes para nosotros "pronto, cuando terminemos de criar a los muchachos", palabras textuales ¡y al menor le faltan 9 para ser mayor de edad! si esto no es compromiso, no sé qué lo será. A estas alturas si él se pone o no un anillo es lo de menos, tú sabes cómo va la vaina: "HOME IS WHERE THE HEART IS"

domingo, abril 25, 2010

Poderos@

El Duke y yo estábamos conversando el otro día y filosofábamos sobre uno de nuestros temas favoritos: las diferencias entre las sociedades latinoamericanas y la norteamericana. Primero pensamos en la obvia solución de la antigüedad, pero qué va, si acaso todas las sociedades latinas le llevan por lo menos un par de cientos de años a las 13 colonias, o sea que por ahí no va la cosa.

Entonces vimos que el origen del orden y el poder de los Estados Unidos (si tú lo piensas bien, es increíble que el país más poderoso del mundo no llegue a 300 años ¡a Roma le costó milenios!) es el criterio de sus colonizadores.

Los británicos salieron para acá a fundar una sociedad perfecta según sus términos, vinieron a establecer SU CASA, la de ellos vivir, a sembrar y a construir, a empezar de cero, hacerlo todo nuevo y todo bien.

Mientras que esos españoles (¡tan brutos, coño!) vinieron a depredar, a no dejar piedra sobre piedra, a literalmente dejarnos el hambre y llevarse el pan.... para después volver a la corte a lucir trajes bonitos y a la moda acompañados de oro por un tubo y siete llaves y un par de taínas buenasmozas. La consecuencia natural es que, obviamente, después de arrasar todo lo que se pudo arrasar a los poquitos años estas colonias no las quería nadie ni que se las regalaran (como dice la estrofa de la canción: "de españoles a franceses / se jugaba volleyball / la pelota era la isla / y ampayer el gobernador"). Para más datos, remítase a la España Boba.

Todo esto me recordó una historia de Buda que me encanta, y que me confirma mi posición sobre este asunto. Ahí te la dejo:

"Angulimal, un bandido fue un día a matar a Buda. Buda le dijo:

-Antes de matarme, ayúdame a cumplir un último deseo. Corta, por favor, una rama de éste árbol.
Con un golpe de espada el bandido hizo lo que Buda le pedía. Pero éste añadió:
-Ahora vuelve a ponerla en el árbol, para que siga floreciendo.
-Debes estar loco -respondió Angulimal- si piensas que eso es posible.
-Al contrario, dijo Buda, el loco eres tú , que te crees poderoso, porque puedes herir y destruir . Esa es cosa de niños. El verdaderamente poderoso es el que sabe crear y curar."

sábado, abril 24, 2010

Paciencia...

¿Supiste? dicen las malas lenguas que ahora me bautizaron "the lady of the rings".... la verdad, no me explico por qué ;-). Pero ese no es el tema.

Resulta que mi ex-novio ya ha viajado dos veces en lo que va de año para su país. Esto se desvía de mis planes más o menos como en un 100%. Mis planes originales decían lo siguiente: o él no debía viajar, o yo no debía estar con él para esta fecha. Pero muy al contrario de lo que se podía pre-suponer, la primera separación paró en boda (sort of). Y ahora le toca a la pendeja, o sea yo, (la esposa siempre lleva la peor parte) cargar con las consecuencias de la segunda. Ya lo dice el Duke: "la suposición es la madre de todas las cagadas" ¡¡¡MIERDA PA MÍ!!!

Yo acepté estas condiciones temporalmente, porque ha sido una combinación desafortunada de circunstancias y porque no se supone que se repita. En todo caso, es un plan para construír algo a mediano plazo que nos dé en un par de años la flexibilidad (o le dé a él, que yo tengo) de elegir nuestros propios horarios, viajar a dónde se nos antoje sin sacrificar el trabajo y no separarnos por períodos taaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaan extremadamente largos a menos que querramos..... pero te juro que no me ha caído nada bien.

La verdad, si tú me preguntas, no tengo ni siquiera ganas de ver al Duke. No quiero realmente hablar con él, o saber cómo le va. No quiero chatear en una conversación que al final no lleve a nada. Este viaje me puso de un mal humor terrible desde que me enteré, por eso el mal humor y las discusiones del fin de semana. Estuve como 2 días sin hablarle a raíz de la discusión del anillo, pero él no se dio cuenta.

Cada vez que sé de él me siento peor. Todo me molesta, todo me da pique. Me quilla que se fuera en el fin de semana para su monte, me quilla que vaya a ver a la hija (se supone que es un viaje de trabajo, no de diversión), me quillaría si se quedara en buenos aires dándose la gran vida citadina (feria del libro, vinos, carnes, bares abiertos, mujeres sofisticadas). Me quilla que no esté para acompañarme cuando amanezco trabajando (pero cuando lo hace, me siento culpable y prefiero que se vaya a dormir, además, él no ayuda mucho). Me quilla la hora en que empezó a trabajar el primer día, me quilla que se haya ido fin de semana. Me quilla que no se esforzó suficiente en conseguir el pasaje para mí (aunque mi pasaporte está vencido, solo tuvimos un día de pre-aviso y conseguir el pasaje de él ya fue un milagro). Me siento como los muchachos chiquitos, que cuando les gusta una niña, le dan golpes. Yo estuve insoportable todos los días previos al viaje ¡y sí, me daba cuenta que era por eso, pero no me podía contener! Estoy enamorada perdida (forget I just said that) y no pude manejar la frustración.

Estar sola no me quilla, esa parte me gusta.

Pero hay algo que yo nunca haría y es sostener una relación de lejos. Hace tres días estuvo aquí mi pareja de tesis y hablaba de que el marido se fue del país hace dos meses y ella va en julio como si nada. O sea, WTF??? Yo no estoy preparada para eso. Necesito estabilidad y rutina en mi vida. Me hace sentir perdida no poder comunicarme con el único con quien quiero comunicarme. Me frustra que no haya nada más que se pueda hacer sino dejar correr los días. Me quilla que este año él no esté conmigo en la feria del libro.

(¡Estoy sola, acepto propuestas que incluyan alcohol!).

Esta vaina me está poniendo amarga. Cuando el Duke vuelva tendremos que sentarnos y echar un conversao, y tomar las decisiones pertinentes, porque yo tengo la paciencia cortica....

Pero no se puede ser malagradecid@, y yo sé que todo esto es Dios, abriendo puertas. Como dice la frase: "Cuando Dios te lleva al borde del acantilado, confía en él plenamente y déjate llevar. Sólo una de dos cosas va a suceder, o Él te sostiene cuando caigas, o te va a enseñar a volar!" Mi parte del compromiso es clara: estoy con él en las duras y en las maduras.... la época de negociación ya pasó, too bad if u got a raw deal, too late, now suck it! Solo queda confiar y esperar. En fin que la paciencia es un defecto, pero es madre de muchas virtudes.

jueves, abril 22, 2010

Engaged

Yo no soy quizás la fan # 1 del teléfono. En eso soy más práctica: si tienes una hora y pico para sentarte a chatear conmigo, o 45 minutos para hablar conmigo por teléfono, pónle un chin más y juntémonos cara a cara, birra de por medio.

Pero necesidad obliga.

Y yo consideré que como eran las 8 de la noche y mi marido no me ha llamado desde la madrugada, cuando me avisó que aterrizó en Ezezia, a pesar de haber tenido tiempo (y dinero) durante el día para mandarle mails a los ex-compañeritos de trabajo, hablar por teléfono con los amigos ¡y hasta escribir el bló!.... en fin, que como iba diciendo:

considerando,
todos los factores anteriormente mencionados,

visto el caso y comprobado el hecho, Kiara resolvió:
descompletar el dinero de pagar la cuota del carro del Duke y regalarme (para aliviarme la pena por su ausencia y a nombre de él, por supuesto) mi anillo de compromiso y aro de matrimonio. Están bellos ¡Él verá cuándo me llama, yo tengo con qué entretenerme mientras!

¿Viste qué marido más romántico tengo y qué buen gusto que tiene? Cada vez que se va de viaje me regala algo súper thoughtful ¡sin estar siquiera aquí! (Quién sabe, quizás me mande flores más adelante en la semana, los chocolates son seguros, ya los tengo chequeados)

Es divertido porque aunque yo soy súper convencional y ortodoxa, como es muy obvio, no necesariamente hago las cosas en orden.

Por eso es que nosotros primero nos mudamos juntos (que equivale a casarnos), luego cambiamos el status de feibú, que como todo el mundo sabe, casarse en feibú es más real que casarse de verdad, luego compramos mis anillos de compromiso y matrimonio (el de él no, él que decida cuando quiere sentirse atado/comprometido/unido a mí de manera oral, pública oral y contradictoria) y luego comenzamos a planificar la celebración de la boda para el invierno próximo (que son vacaciones de verano en Argentina), excepto que no nos vamos a casar, solamente vamos a celebrarlo posiblemente en la playa, con bizcocho, flores, vestido blanco, invitados, mucha comida y mucho romo y en conclusión, que estamos comprometidos, pero el status de feibú que dice "casados" no lo vuelvo a cambiar a "comprometidos" porque pa' tra'.... ¡¡¡¡ni pa' coger impulso!!!!

miércoles, abril 21, 2010

Honeymoon/2

"Ole cuando me haces reír
Ole por tus ganas de vivir

Ole por esos momentos que solo tú y yo sabemos."
Jarabe de Palo. Ole


El período universalmente aceptado de "luna de miel" es de 90 días. En este tiempo la pareja tiene patente de corso... no tiene que devolver llamadas, no tiene que salir a la calle si no quiere y quedarse rapando, no tienen que presentarse a los amigos, ni ir a actividades en grupo, ni ponerle atención a los amigos solteros.

Antes de los 90 días todavía es bien visto que tú te lleves al significant other a hacer las diligencias personales y reuniones de trabajo, sin que se perciba como control, persecución o acoso.... esto vale para novios nuevos, gente que se muda junta y recién casados.

Y según estos parámetros yo todavía estoy de luna de miel. Pero en esta ocasión me dieron una luna de miel dividida entre dos, algo así como una luna cuarto creciente.... Ahí se llevó el jefe nuevo del Duke a mi marido nuevecito recién estrenado para Buenos Aires a un laaaaaargo entrenamiento de ¡¡¡9 días!!! (lástima que yo no tengo tiempo para acompañarlo) para abrir aquí una fábrica de ruletas de juego.

Cool! todos los beneficios de un empleo fíjo + todas las ventajas del empresario independiente. Parece que esas largas mañanas (y tardes) (¡....y noches!) revolcándonos en la cama cerveza en mano, durmiendo cuando tenemos sueño, comiendo cuando tenemos hambre, saliendo cuando queremos, volviendo cuando tenemos ganas, no tienen por qué acabarse ahora.

O sea que aquí estaré, esperando mi segunda dosis...

sábado, abril 17, 2010

El asado

Hace una semana hicimos una fiesta en casa del compadre, algo así como la inauguración de la casa. Yo consideré que bueno ¡qué carajo! los hijos míos no necesitan invitación para ir donde su padrino (maña fuera) y cargué con toda la trulla.

El compadre, Nilson, estaba súper nervioso por ser su primera vez como anfitrión, y procedió a comprar lo que debe haber sido una vaca entera para el bbq.... ¡cuánta carne mi hermano! Parece ser creencia popular que el mejor asador es el argentino, por lo que al Duke se le pegó la no tan ingrata tarea de ser el chef. Bueno, es ingrata en parte, porque son esclavos, pero no tanto porque todo el mundo les tumba polvo, no les dejan vaciar la copa y comen primero y mejor que todo el mundo.

Yo, por mi parte, haciendo vida social en otra parte de la casa, casi ni me asomé por ahí. Sin embargo me cuentan que mi hijo mayor, el de 15, fue el sous-chef y que estuvo toda la noche siguiendo al Duke como un perrito. Aprendió a sazonar la carne y sirvió de mensajero interno. Si no fuera porque no se parecen ni en un pelo, cualquiera diría que era su hijo.

Hice buenos contactos para la próxima, encontré gente afín con nosotros y que le encanta una bebedera, y les curé un poco la neurosis a las amigas de Susana.

Y hablando de las amigas de Susana, por ahí viene la parte más divertida de la noche. Resulta que hace un año, en el cumpleaños de Susana, yo tuve la oportunidad de conocer a todas sus amigas. La noche resultó por este estilo:

Todos los amigos de Nilson y Susana eran parejas compuestas por dominican@ y costarricence, excepto una en que la chica era costarricence y argentino. Allá me aparecí yo con mi querida amiga Lucy, donde nos sentamos con la hermana de Nilson (soltera) y proclamamos a viva voz nuestra intención de quedarnos solteras para siempre (en el caso de Lucy, no era verdad, ella en realidad sí quiere un novio; en mi caso, me tragué mis palabras.... c'est la vie!!). Tan pronto las mujeres de la mesa oyeron esto, pusieron una cara de susto y en un movimiento inconsciente le agarraron la mano a sus novios como protegiéndolos.

La cosa se hubiera quedado ahí si yo me hubiera limitado a ver esto y comentárselo a Lucy, pero como la lengua mía es calva, tan pronto ella me confirmó que había visto lo mismo que yo, yo decidí llevar el asunto hasta sus últimas consecuencias. Siempre tiene uno en la vida la oportunidad de aprender.

Entonces me paré y les dije: "Lucy y yo notamos que tan pronto nosotras dijimos que estamos solteras, libres y felices ustedes se pusieron aprensivas y se le engancharon a sus hombres como si se los fueran a robar. Resulta que nosotras no andamos buscando macho, y somos alérgicas a los hombres ajenos. Pero les cuento que esa actitud es la que espanta a los hombres.... ese control y esa persecución". No me explico por qué, pero aparentemente esto les ofendió. Sobre todo a una de ellas que empezó a defenderse y decir que no, que cómo va a ser, imposible, etc...

Como a mí aparentemente no me bastó con ponerlas en evidencia, decidí escandalizarla un poquito más y ponerme a contarles del bló, con tanto lujo de detalles como fuera posible. Ese mismo fin de semana el novio de la susodicha me mandó un comentario diciéndome que me había estado leyendo y le gustaba mi estilo..... jajajajaja!!!! Qué cómico.

Pues el sábado, cuando estos dos me encontraron en la casa del compadre sola (Duke estaba en la parrilla), ella me ignoró. Tan pronto tuve oportunidad me le pegué a mi marido y fui donde ella: "Te presento a Duke, mi esposo"..... santo remedio. No sé qué habrá pensado, pero no le volví a ver mala actitud en toda la noche. Mejor, menos presión para el pobre novio. La novia del argentino ya terminó con él hace meses, o sea que estaba re-simpática, parecía otra persona. Increíble cómo las mujeres pierden la identidad en algunas de sus relaciones.

En fin, que la pasamos en grande, ya todos tienen pre-contratado al asador para la próxima ocasión, llegamos a la casa como a las 3 de la mañana, el Duke llevó repetidas veces su ofrenda al altar de porcelana (culpa de la carne, claro, no de los 200 galones de vino que se tomó). Y conocimos pila de gente ápera.... o sea que nos veremos en la próxima!!!

martes, abril 06, 2010

Semana aniversario

Semana Santa fue nuestra semana aniversario. Mi familia cumplió un mes ("mesiversario") de nuestra adquisición más reciente e inversión más rentable de los últimos años: un Duke.

Y como todo muchacho con juguete nuevo, se la pasan matándose para usarlo... ha sido divertido. Los muchachos están felices y yo más todavía.

Lo que siempre queda pendiente por saberse es si el juguete es de buena calidad. Si es así, los años de uso no le harán mella, las pilas no se le acaban nunca y el maltrato solo le saca brillo... pero no lo rompe. Yo, por mi parte, ya tengo mi respuesta. Solo es esperar que el tiempo y el uso me lo confirmen.