Follow by Email

viernes, enero 30, 2009

La culebra

"He's a cold-hearted snake. Look into his eyes. Oh oh oh. He's been tellin' lies." Paula Abdul. Cold Hearted

Recientemente se me ha preguntado por qué le dicen culebra a "La culebra". La culebra es un tercio de un trío donde las otras contrapartes son el mojón y el lambón. Por supuesto, me estoy refiriendo a mi queridísimo amigo Hugo.

Yo conocí a Hugo en los últimos días de diciembre del año 2007 (el día que se hace el concierto del Mesón de Bari con la Familia André), me lo presentaron Eduardo y Alejandro. Para esta fecha yo tenía 2 meses y medio con Eduardo en una relación intermitente. La noche del 31 de diciembre nos juntamos Alejandro, Hugo y yo solos, porque a Alejandro, en su calidad de esclavo, lo acostaron a dormir a las 2 de la mañana. Atención: este era el supuesto mejor amigo de Eduardo y yo tenía menos de 3 días conociéndolo. Pues resulta que nos pasamos la noche entera bebiendo romo y hablando. En ese momento él me dijo algunas cositas sobre Eduardo que honestamente, me chocaron.

1° me dijo que Eduardo era bisexual, que él lo sabía porque a él le había pedido el culo

2° me dijo que Eduardo era un tecatazo, y que antes de él convertirse ellos hacían todo tipo de desórdenes con droga, mujeres y de todo

3° me dijo que si yo creía que Eduardo me estaba tomando en serio, que él no me quería y sólo estaba usándome

4° me dijo que yo estaba sumamente buena, que dejara a ese tipo que no valía la pena, que yo era más bonita y más inteligente de ahí

Estas informaciones yo me las reservé en su momento por no conocer la veracidad de ellas, ni la naturaleza de la relación de ellos dos. En esa madrugada me perdí la amanecida en la calle y vinimos los tres para mi casa, Alejandro se quedó dormido y nosotros dos nos quedamos hablando hasta las 9 de la mañana. Cuando Alejandro se despertó preguntó si nos habíamos acostado y le dijimos que no, que imposible... era cherchando que estábamos.

Pues en los siguientes meses cada vez que Hugo, la culebra, quería ver a Eduardo encojonao le decía que él se había acostado conmigo, y Eduardo decía que no le importaba pero se ponía a pelear y a estrallar cosas hasta que Hugo le decía: "era relajando..."

Cuando llegaron los meses de marzo y abril que nos la pasamos juntos full HP y yo, Hugo se desapareció un poco. Cuando el mojón me hizo la que me hizo al final de Abril y luego se fue para San Francisco, volvió a entrar a mi vida.

(Antes de que me pregunten por qué le digo mojón al mojón, ahí va: para mí quien se aprovecha de ser más grande y más fuerte y tener un vozarrón de hombre para ganar una discusión y además pasar como la víctima es un mojón. Un ejemplo de cómo va la cosa:

- "Me encantaría tener una pared roja en mi casa porque..."
- (gritando) "rojo no puede ser, ese es un color muy fuerte"
- "pero..."
- "CÁLLATE, ALEJANDRO, déjame terminar, no me interrumpas"
- "era yo que estaba hablando"
- "PERO DÉJAME TERMINAR y después tú hablas"
- "ok"
- "el rojo quita la paz, tú no puedes poner ese color, si no yo no voy a ir a tu casa"
- "¿terminaste?"
- "sí, habla"
- "te decía que a mí me gusta..."
- "TÚ VES LAS VAINAS TUYAS? tú siempre me interrumpes, tú no dejas hablar a uno!!!"
- "hay un estudio que dice..."
- "ah, sí ¿un estudio de quién? de algún mojón aburrido que se puso a escribir disparates"
- "pero en la universidad me enseñaron..."
- "¿qué universidad? ¡la universidad es donde están todos los perdedores que no sirvieron para nada y se pusieron a dar clases!
- "pero consúltalo en internet"
- "internet es una mierda"
- "pero yo leí en un libro..."
- "todo el conocimiento humano es una mierda!!"
- "pero a mí me gusta"
- "Pero Alejandro, no es un asunto de gustos"
- "¿entonces no hay nada que yo pueda decir, ninguna fuente que yo pueda citar, ni escrita, ni oral, ni nada?"
- "Aaaaaaaahhhhh, comprendiste!")

Este ejemplo es por si a alguien le mortifica saber por qué yo le llamo el mojón a este abusador.

Pues siguiendo con la historia de la culebra. Luego que terminé con el mojón y quedé con una depresión devastadora me pasé varios meses juntándome por lo menos 2 veces a la semana con Alejandro y Hugo. Ellos fueron increíbles, y me dieron muchísimo apoyo, y yo no tengo cómo agradecérselos. Sin embargo, cuando hablábamos de Eduardo, Hugo siempre tenía la tendencia a hacer historias un poquito pasadas de tono y Alejandro, defendiendo a su hermano como es natural, lo miraba mal.

Por ejemplo, recuerdo que frecuentemente él decía cosas como esta: "la verdad es que yo no me puedo juntar mucho con Eduardo, porque él me pone en lo que yo no estoy, bebedera, orgías, menores, mucho descontrol para mí" o "el otro día nos juntamos y teníamos 3 locas, él se quedó con las 3 y nos dejó a mí y a Alejandro solos".... cuando yo preguntaba un poco más resulta que 'el otro día' era antes de Eduardo casarse, o sea, hace más de 4 años!!! Una de las historias estrella es la de la playa. Cuenta Hugo que un día estaban ellos 3 para la playa y Eduardo anunció: "hoy amanecí con ganas de matar a alguien", entonces le tiró la camioneta arriba a un hombre que voló y no se supo si cayó vivo o muerto por allá lejísimos. La veracidad de estos hechos está en entredicho, pero la intención de él al contar esta historia no.

Esto solo no sería nada, porque demostrarme que el mojón era un mierda me ayudó mucho a sanarme. Lo que pasa es que con el tiempo, cada vez que yo necesitaba hablar de Eduardo, o acabar con él, o chismosear, o quejarme él empezó a decirme "ahí vas tú con la misma vaina". Lógico, ningún hombre acepta que tú le hables de otro, pero los amigos sí tienen que chupárselo. O sea que opté por juntarme sola con Alejandro cada vez que íbamos a hablar de un tema potencialmente "ofensivo" para la culebra. Vivian, la novia de Alejandro, era cómplice, yo siempre le contaba lo que hablábamos. Sin embargo, Hugo se inventó que yo me estaba acostando con Alejandro, el lambón.

(¿por qué el lambón?

1° Cuando andábamos los tres juntos Alejandro se tomaba el ron o whisky con soda amarga e hielo, igual que Hugo y yo... cuando estaba con Eduardo para privar en muy macho, puro y caliente.

2° Una vez estando los dos hermanos y yo Eduardo dijo que él no era celoso, y Alejandro lo confirmó diciendo: "eso es de ellas, y ellas son que saben a quién se lo dan, con tal de que dejen para mí". Unos meses más tarde en un viaje a la playa me dijo muy campante: "yo soy el hombre más celoso que existe, lo que pasa es que yo no hago show"

3° Para coronar: a pesar de que él siempre me ha apoyado cantidad y yo lo amo con locura, el día antes de mi cumpleaños que el mojón me dio la insultada del siglo, se quedó callado y no fue capaz ni de decirle "te pasaste"

En suma, el lambón porque cambia de personalidad cuando está con su hermano mayor, su ídolo.)

Pues ya conociendo todos estos hechos y habiéndole yo enviado por email nuestras conversaciones por Messenger al hermano de Alaska, Junior, él lo bautizó con el nombre de la culebra y dijo que estaba esperando venir al país para meterle tres tiros. Cada vez que se enteraba que sus hermanos andaban con él me llamaba para pedirme que fuera con ellos y le cuidara a sus hermanitos.

Pues resulta que ayer me mandó la culebra este comentario, donde se delata porque 1° no existe ninguna persona en común entre él y yo, ya que nos movemos en diferentes círculos sociales, 2° no existe nadie en este planeta que pueda pensar que él es bonito, excepto las chopas que él se busca, 3° la pésima ortografía y redacción y 4° el nivel argumentativo: me dijo 'fea' y 'alcolica' (sic) JAJAJAJAJAJA!!!! eso es lo que se dice una discusión de alto nivel... como los muchachos chiquitos, solo le falta decir: "ella empezó". Lo más intrigante de todo sería saber cómo es que ellos siempre se enteran de lo que yo escribo.

Para contrataciones de este trío de perdedores (el mojón, el lambón y la culebra), llamar al papá, Eduardo padre, que ahora está saliendo conmigo y es un santo y le sobra lo que a ellos les falta. Y que conste.... todavía queda en el tintero.

miércoles, enero 28, 2009

Marino

"...tú que tanto has besado tú
que me has enseñado
Sabes mejor que yo
que hasta los huesos
sólo calan los besos que no has dado"

Joaquín Sabina. Y sin embargo

Recientemente conocí a un hombre tal como me gustan a mí: alto, sexy, inteligente. Él es periodista de profesión pero se dedica a algo relacionado con la sociología. Extremadamente culto, el día que nos juntamos pude notar que es capaz de hablar de cualquier tema, por lo visto ha estado en varios países. Es muy sensual, callado e intrigante, se me parece a Rick Fox, un jugador canadiense de básquet ¿y ya dije que es alto? Mide 6'2" ¿qué puedo hacer? mi debilidad son los hombres altos.

Me encantó, lo primero que hice luego que nos juntamos la primera vez fue contárselo a todas mis amigas y ellas me han estado preguntando en qué anda eso. El primer día, que intercambiamos teléfonos dice él que yo lo besé, pero no me acuerdo; la segunda vez nos fuimos de bares, pero ese día no hubo ni un beso, pero sí mucha química; la tercera vez fue cuando se lo presté a Rocío y quizás nos juntemos pronto.... veremos.

Hace unos días, después de un acto de desaparición de 3 días me puso este mensaje: "Te he extrañado, Kiara. Cosas mías, de la vida. Besos" y no se ha vuelto a desaparecer. Él se queja de que yo no lo llamo, pero qué puedo hacer? yo no llamo hombres. Si él ve un día que yo lo estoy llamando que no le quepa duda que perdió puntos y bajó de categoría a "sólo amigos". Es mejor mantenerlo así hasta que sepamos cuánto realmente me gusta. Me llamó esta tarde porque aparentemente yo había quedado desde ayer de juntarme con él y se me "olvidó", me dijo "te vas con cualquiera, menos conmigo... estos amores de nosotros están jodones" ¡qué bello, qué dulce y qué risa! Me fui a Dock a juntarme con un amigo a beber. Llegué temprano y con un jumo cómodo y apenas me había acostado a dormir cuando me llamó de nuevo. No he podido volver a dormir, ayer pasó lo mismo, Selena, Canek y yo nos acabábamos de acostar en mi cama a dormir cuando él llamó y me espantó el sueño, estuve trabajando hasta las 3. Aparentemente me busqué un novio nuevo, pero no un novio de verdad, sino un "novio", así, entre comillas.

Qué pena que yo solo me topo con tipos que valen la pena y no puedo aprovecharlos mejor. Mi problema con los hombres de mi rango de edad que no están casados y no han tenido hijos es que están automáticamente descartados para algo en serio. Cualquier relación en estas condiciones trae en sí misma sus propios límites. Yo, ni me caso, ni tengo novio, ni muchísimo menos me pasaría por la cabeza tener más hijos (yo creo que con 3 basta).

Mi problema con el noviazgo es diferente de mi problema con el matrimonio. Yo no me caso porque quiero dormir sola lo que me queda de vida, vivir sola lo que me queda de vida y no salir con la misma persona todas las veces. Mi problema con los novios no tiene nada que ver con esto, sino que ningún anormal va a aceptar mis condiciones: exijo fidelidad y me acuesto con quien me de la gana.

Sin embargo yo siempre he cogido los noviazgos muy en serio, porque tengo la mala costumbre de no tener novio a menos que me enamore (cosa que ya no hago), por eso he tenido pocos y buenos novios. Uno a los 11 años, duramos 2 años, uno a los 15, duramos 3, el de los 18, con ese me casé, y el de los 21 y con ese me casé también. Ni siquiera puedo considerar novio al mojón de Eduardo, con quien perdí un año de mi vida, porque esos dos buenos meses que pasamos juntos sencillamente no califican, sobre todo por la forma como terminaron. Digo yo que un novio acompañaría a su novia a operarse para sacarse un tumor (Gracias a Dios que en la próxima marranada que él me hizo yo estaba fuertemente drogada y la depresión solo me duró 2 días).

Es evidente que ya encontré con qué entretenerme por lo menos por 2 semanas. Me recuerda mucho a Augusto, perfecto en teoría, pero que cruzó la raya conmigo. Por lo pronto éste no me jode y no me controla. Lo que sí ha quedado claro es que yo no soy ni lesbiana ni bisexual, ya yo he inventado todo lo que tenía que inventar con las mujeres que están más buenas y no vale, pero cuando este hombre se me acerca me acelera el pulso y me sube la temperatura, tengo ganas de acostarme con él. Un hombre con testosterona me pone en lo que yo no estoy hasta por teléfono ;-).

Lo único que me falta es probarlo en la cama. Supongo que eso no va a ser problema puesto que ya me dijo que me puede regalar todos los días de lluvia que yo quiera.

lunes, enero 26, 2009

Una mujer con honor

"Cuando actúas con honradez, siempre conservas tu medalla de honor. La gente no la ve, pero tú la puedes sentir. Ahí está. Dentro de tí. Te sientes orgulloso de ella porque te permite mirar de frente, como un verdadero campeón" Carlos Cuauhtémoc Sánchez. Sangre de campeón

Fíjate lo que me pasó el otro día. Una parte tiene que ver con mi amiga Clary con quien yo salgo mucho. Mi gran amiga Clary, la brillante Clary, la cultísima Clary, mi adorada Clary, Clary mi niñera, hermana y amiga, Clary que me cuida, ora por mí y no me deja caer... pero como era de esperarse, un día me hizo una Claribelada. Yo me lo busqué.

Yo le presenté a mi amiga Clary el cantante cubano con que yo me pasé el mes de Febrero del 2008 (él no es bonito pero ¿qué mujer no se derrite ante un hombre que canta canciones románticas?). La química entre ellos se notó inmediatamente, Lucy y yo por nuestra parte estábamos felices de ver que se gustaron tanto y se llevaron tan bien, y pensamos que tenían futuro. Pero como él es casado en Cuba (de 42 años, con 5 hijos y 5 nietos) y tenía una novia cubana aquí, Clary decidió dejar eso así.

Hace un par de meses ella me estaba comentando que estaba saliendo con un tipo, pero que se sentía mal de seguirlo viendo porque había tenido algo con una amiga de ella y su amiga no lo sabía. Yo le pregunté qué tipo de relación habían tenido los otros dos y me dijo que nada importante, yo le pregunté por qué no se lo decía entonces y me dijo que no sabía y que se sentía mal con ella. Más adelante en la conversación cuando ella está describiendo su relación con el tipo, me sonó muy familiar que fuera músico, no tomara alcohol y además un controlador y le pregunté relajando "no me digas que tú estás saliendo con Jorge" y me dijo que no, imposible, si fuera así ya me lo hubiera dicho hace rato.

Como un mes más tarde decidimos ir a Casa de Teatro un sábado a ver a Jorge y cuando terminó todo Jorge nos besó y abrazó a ambas, muy cariñoso como siempre, pero de ella se quedó pegado. Al día siguiente la llamo y me dice "Jorge está en mi casa", el lunes llamo de nuevo y me dice "Jorge está aquí" le pregunto qué va a hacer mañana y pasado, y tienen planes. Según yo, un excelente inicio para una relación, ya que él había dejado a la novia.

Pero en los días siguientes cuando estamos hablando ella y yo hace referencias a sucesos ocurridos hacía 3 semanas o un mes... lo cual me dió la pista de que posiblemente ellos llevaban mucho más tiempo juntos del que yo suponía. Como resultado de esta relación entre ellos yo heredé a la hermanita menor de Clary, la reina, Lily porque ella la dejó abandonado. Es posible que yo haya salido ganando con el cambio. Estoy feliz de verlos felices juntos, pero me sentí mal de que ella me habló mentiras. Ella estaba casi llorando y pidiéndome perdón pero no es necesario. Yo lo cogí chilling, como todo, pero me aproveché para joderla un chin. Cada vez que ella me peleaba por algo yo le contestaba "y tú te estás acostando con Jorge" (¡¡jijijii!!). Me pasé como un mes con patente de corso, y ella parece que todavía está avergonzada conmigo.

Pues anoche pasó algo interesante. Hay un tipo que me gusta mucho, pero cantidad, una cosa incontrolable para mí y tenía 3 días sin llamarme, o sea que yo procedí a obligar a Selena, Canek y una amiga de ellos muy bella, muy simpática y muy rubia llamada Rocío (que, de hecho es prima de Simón) a salir a los bares donde este tipo frecuenta.

Efectivamente, al poco tiempo lo encontramos y yo noté un movimiento raro entre Rocío y Marino. Tan pronto él se paró ella me lo contó todo... que ellos tuvieron algo, que se gustaban, que no habían podido llegar a nada porque cuando él la llamaba nunca ella podía y llegó el momento que él pensó que ella le estaba sacando los pies. Ok, cool, le dije yo, déle pa' lla. Entonces nos pusimos a hablar ella y yo de que no podía ser posible que él estuviera buscando un trago para él y no para mí.

Cuando él llegó Rocío le dijo inmediatamente ¿por qué tú no le trajiste una cerveza a Kiara? o sea, que lo obligó. Me reí cantidad. Cuando él volvió de nuevo con su allante de que ellos sólo se conocían por encimita le dije que ya sé toda la verdad y que se sacara ese queso atrasado. Yo sé lo que es tener una espinita clavada y un capítulo inconcluso. Y más aún, le dije que ni se soñara que yo iba a estar con él en tríos (a pesar de que ella me gusta), orgías, ni relaciones compartidas como hago con mi amigo Ian, que se lo mete a todas sus amigas y a mí no me importa. Le aclaré que él me gusta muchísimo y me gusta en serio y que cuando él estuviera libre para mí me avisara.... ¡el pobre, no sabía para dónde mirar sentado entre nosotras dos!

Ahí nos quedamos los tres pasándola súper bien, y yo noté que la temperatura entre ellos dos estaba subiendo. No tenía problemas con eso pero cuando yo noté que él se paró de nuevo le dije a ella: si viene con un trago nuevo para él solamente, seguro que me voy de aquí. O sea ¿qué yo estoy ganando quedándome aquí? Mierda pa' él. Dicho y hecho, tan pronto llegó me paré y me fui para donde un grupo de viejos que estaban en la barra que se sintieron muy honrados de brindarnos bebidas a mí y a todas mis amigas. Al final de la noche los dejé juntos y me fui cuando me cansé, cerca de las 7 de la mañana.

Pienso que quizás Rocío se sintió mal pero en realidad lo que ella hizo fue muy honorable, sabiendo que yo salí a la calle solamente porque quería verlo a él. Yo les dije que siguieran en lo suyo y quedamos todos en paz.

Si Marino vuelve a aparecer tendrá que coger lucha para verme de nuevo. Sin embargo mi opinión sobre Rocío mejora por minuto, considero que es una persona extremadamente íntegra, que no perdió un minuto en hacerme saber lo que había y aclaró todo conmigo. Ahora me doy cuenta ahora de la diferencia entre la forma en que se comportó ella, que apenas me conoce, y mi queridísima amiga Clary. Esta chica definitivamente acaba de entrar a mi salón de la fama de personas confiables.

Ahora mismo se acaba de ir ella de mi casa y él me llamó por teléfono para ver si yo tengo pique o me siento mal. Pero ¡qué va! no fue una mala experiencia, no tengo ningún tipo de problemas, gracias a la forma como se manejó todo y lo más importante: probablemente gané dos amigos nuevos. Sin embargo con Clary no ha habido manera de convencerla que nos juntemos para salir, parece que todavía se siente mal conmigo. Como dice un dicho: "perdonamos más fácilmente a aquel por el que sufrimos que aquél a quien hacemos sufrir".

lunes, enero 19, 2009

El centro de mi cama

"En casa de María
de Magdala
las malas compañías
son las mejores"

Joaquín Sabina. La Magdalena

Reconquisté el centro de mi cama. En todo el último año me la pasé usando el mismo lado de la cama que usaba los últimos tiempos casada. Mi costumbre siempre ha sido tener la mitad de la cama llena de cosas: la cartera, toda la ropa que me he medido antes de decidirme, los libros, revistas y brochures que estoy leyendo, los accesorios que me quito. Adrian siempre peleaba por esto y decía que yo siempre le dejaba su lado lleno de porquerías, y las quitaba. Pues por un año he seguido llenando de basura el lado de él, para no perder el hábito. Pero hace dos noches que por fin dormí en el medio de la cama... quizás tenga que ver con una sucesión de eventos que empezaron el jueves en una exposición de arte y terminaron por la ocupación masiva el domingo de mi cama por grupos variados que incluían el kit completo (algo nuevo, algo viejo, algo azul y algo prestado) y la compra de 4 afeitadoras.

Todo empezó con la inauguración de una exposición de arte el jueves en la noche. Ahí conocí a un viudo con 4 muchachos... alto, bello, joven y bolsa (como me gustan a mí) y más tarde, cuando se terminó, me fui después para Cane y Zenses que quedan al doblar de la esquina. El problema es que no me acuerdo prácticamente de nada. En Cane encontré al dueño con 3 amigos de infancia y me senté con ellos en la mesa a cherchar, uno de ellos que es escritor ya me dijo que yo soy un personaje en su próxima novela, no me imagino por qué. Luego, en Zenses no dudo que la pasé bien, pero tampoco aseguro nada porque la verdad es que no tengo idea cómo salí de ahí. Sí sé que al final, como a las 5 de la mañana, volví a mi casa con 2 amigos, Gleider y Ian, con los cuales para empezar no recuerdo haberme juntado.

Entonces decidí volver el viernes a los mismos sitios a averiguar qué pasó. Cuando llegué a Zenses un tipo me dijo que yo lo había besado y estaba riquísimo (!!!), otro me dijo que se quedó esperándome afuera (!!!!!) y por último, un camarero me contó que él fue quién me llevó hasta el carro, puesto que yo me le reguindé y se lo pedí porque no podía caminar. También me contó que fue un taxi y que yo iba para la zona colonial. Pero pasó algo interesante cuando Lily y yo salimos de ahí. Ella estaba con un tipo que acababa de conocer y como queríamos irnos y él nada de salir del baño, decidimos irnos y punto. Pues el caso es que el tipo nos siguió hasta Emparedado sin darnos cuenta y allá fue y le echó un boche a Lily como si ella fuera su hija, y además se fue por ahí estrallando puertas. Ésos son el tipo de locos que nosotras nos encontramos en la calle.

El sábado en la tarde me llama un amigo y me dice que viene a buscarme para irnos a la casa de la "novia" mía (por lo menos, así le digo yo desde que ella me pidió amores) hasta que apareció Lily y me sacó de ahí arrastrada por las orejas porque quería que fuéramos al Mesón de Bari, donde nos esperaban "unos amigos" según ella me dijo... ¡oh, sorpresa! el gran personaje que nos estaba esperando era el tipo que le hizo el berrinche en la calle la noche anterior. No es de extrañarse que al rato ella estaba buscando como desecharlo para quedarse con un flaco que conoció y le gustó más (a pesar de que el tipo me mordió en el cuello alante de ella).

Pero cuando nos escapamos para Casa de Teatro fue que empezó la racha mía. Me encontré al viudo de la exposición, conocí un par de hombres interesantes (todo por mantenerme lejos de la mesa de nosotras y ese creep que se buscó Lily) y 2 maricones se volvieron locos conmigo (según ellos por mi aspecto) y me besaron! Nunca me había pasado algo así... a veces yo le gusto a mujeres, pero nunca a hombres gay. Pues nada, que cuando llegamos al bar de Orisell lo primero que encuentro es a otro maricón que me llamó y me dijo que yo era la persona más cool y más interesante de todo el lugar y nos pasamos la noche cherchando. Estoy casi segura que éste no me besó, pero quién sabe.

Una chica que andaba con él, Chiara dijo que yo era su futura novia... y yo, con esta mala costumbre que tengo de decirle que sí a todas las mujeres que me piden amores le dije que claro que sí, que no había problema. Pues Chiara se pasó la noche entera comprándonos cervezas a mí, a dos amigas más y a una stripper brasilera que estaba allá en el bar encuerándose por hobby. Cuando decidimos irnos la jeva comenzó a hacerme un show de celos con las otras 3 y tuvimos que hacer un acto de desaparición. Parece ser que muchas de las noches mías en sitios públicos están terminando igual: yo teniendo que esconderme o salir huyendo despavorida. La jeva nos siguió hasta el aparta-hotel de la brasilera, donde fuimos a hacer una parada técnica y nosotras nos metimos para adentro hasta que se fuera. La brasilera le dijo que es que allá no se aceptan hombres (jijijijiji).

Luego vinimos para mi casa a hacer --como le digo yo a los hombres para mortificarlos-- un pijama party, pero sin pijamas. Cuando por fin nos despertamos, como a las 4 de la tarde, Chiara me llamó para invitarme a comer. La brasilera estaba tratando de que le dijera que sí y me las llevara a todas ("dile que si ella no sabe que nacimos pegadas, tú conmigo, yo con ella y ella con ella") para que las invitara a comer y después las llevara a todas a su casa. Pero al final votamos que no, cocinar aquí e irse en taxi ¡cualquier cosa para no ver a esa mujer de nuevo! Lo que menos necesito yo es una acosadora persiguiéndome y peleándome. La brasilera se fue, porque tenía que ir a misa y la otra porque tenía trabajo. Entonces quedamos 2 y llamaron la gente de la tarde anterior entre ellos Selena, la novia mía, para coger para acá.

Ese día sobra decir que desayunamos cerveza, comimos cerveza y cenamos cerveza. Las 2 meriendas también fueron cerveza. Los demás que no son yo también tomaron postre, de esos aditivos que les gustan a ellos pero que yo no uso porque a mí mi mamá me enseñó que eso es malo y yo prefiero creerle a ella que a un grupo de vagos e irresponsables. En alguna parte la noche paró en que las mujeres amenazamos con encuerar y afeitar al vasco que tiene más pelos que un mono y desórdenes subsiguientes.

El lowlight de la tarde: cuando Selena me salió con una de las suyas "¿y si yo me enamoro de tí?". Ahí es que ella se pasa, ésas son las vainas que me quillan, sus relajos pesados, las burlas que nadie entiende y el pésimo ojo para elegir pareja... por algo será que está soltera a los 36 años a pesar de ser bella, flaca e inteligente. Entonces le contesté de la única manera posible: brutalmente honesta "Ni se te ocurra! Terminantemente prohibido. Yo soy un tíguere, yo uso a la gente y la dejo" Bueno, ella se lo buscó... no me enamoro yo de los hombres, que sí me gustan....

Anyway. La parte del sexo estuvo perfecta. Había en el grupo un viejo amigo, no es un gran amigo, pero es un viejo amigo, y gran persona y además muy dulce. Me acompañó a bañarme, luego intentamos echar un polvo y estoy casi segura que fue mi primer orgasmo desde que empecé a tomar antidepresivos (que como todo el mundo sabe matan el deseo sexual). O sea que fue una experiencia súper chula, fue con alguien de confianza, sentí una gran conexión y ¡por fin! eché un polvo que bastante falta me estaba haciendo. Lo tomaré en cuenta para la próxima: solo acostarme con viejos amigos... eso con gente nueva no ha estado funcionando bien.

Ahora ya soy oficialmente dueña del centro de mi cama jumbo y no tengo que compartirla con nadie... ¡Qué bueno es estar soltera!

jueves, enero 15, 2009

Soy yo o son ellos?

En estos días nos juntamos Lily y yo con un amigo y yo estaba contando sobre mis acosadores, ya que en las 2 horas que duramos juntos tuve que rebotar como 4 llamadas. Yo les decía que tengo problemas con gente que uno usa una vez y se les coge con llamar a uno incesantemente... o peor, gente que uno ni siquiera usó y como quiera. Y hasta hace par de meses en este grupo solo había hombres... ¡pero bueno, qué se va a hacer!

Pues el caso es que el tipo me preguntaba qué es lo que yo les hago. Buena pregunta. Pero pensando un poco en la respuesta (y además, asumiendo que el problema lo tienen ellos) le contesté que hasta donde yo sepa no hago nada especial, ni soy tan buena en la cama (excepto para los hombres que están enamorados de mí) y que además no estoy tan buena que digamos.

O sea que la única respuesta posible sería que yo siempre busco hombres a quienes yo les guste. Así de fácil. Es posible que yo algunas veces me meto en líos con hombres que no me gustan lo suficiente (y de esto culpo al alcohol), pero lo que sí hago es asegurarme de yo gustarles a ellos (o ellas). Sencillamente prefiero andar con hombres a quienes les gusten las mujeres como yo, indias, flacas, pelo bueno (preferiblemente corto porque me acabo de pelar) y sin tetas.

Y además, que me soporten, que aguanten mi carácter, mi cinismo, mi sentido del humor, que se acostumbren a vivir al borde. La mayoría de mis amigos viven aterrorizados de que yo meta la pata de alguna manera y luego se sorprenden de que todo resulta bien (es que se les olvida que yo lo tengo todo fríamente calculado). Cargar con alguien a quien uno no le guste es coger demasiada lucha.

Un ejemplo de esto: recuerdo que el otro día estaba en la inauguración de una exposición colectiva de arte en una galería nueva. El amiguito del hijo de uno de los dueños, arquitecto igual que yo, estaba loco conmigo. Literalmente diciendo alante de todo el mundo, incluyendo su novia cosas como esta: "tú eres lo que yo siempre he soñado", "tú me fascinas", "eres la mujer perfecta" y al amigo le dijo "si tú no le pides el teléfono no te vuelvo a hablar, que yo no puedo hacerlo porque mi novia está aquí"... Lo más cómico es que a cada uno de estos comentarios la novia le mandaba un trompón atrás pero aún así este tipo no se podía controlar la boca, piropeándome todo el tiempo, preguntándome vainas de sexo y riéndome todos los chistes. Por supuesto, a este lo considero yo mi fan #1 y es candidato a yo resbalarme con él ¡y lo mejor del caso es que yo ni siquiera me he planteado la pregunta de si él me gusta a mí!.... La verdad, no me importa demasiado. Y esto implica también que es un candidato a ser usado una vez y desechado como una toalla sanitaria... not so cool.

Pero como siempre pasa, me quedé con la intriga sobre este tema y analizando los demás ejemplos. Entonces empecé a unir los puntos. En los días del fin de año tuve la grata sorpresa de poder ver a dos de mis favoritos que viven fuera del país. Uno de ellos es de mi promoción, me gusta desde los 13 años pero en este año fue que empecé a acostarme con él (¡qué idiota yo! ¿verdad?). La noche que salimos (cerca del 2 de enero) andábamos 4 y nos llamó un 5to, que también me gusta mucho y lo invitamos a que se juntara con nosotros. La noche terminó con la otra pareja (Lily y Gleider) yéndose por su lado y yo andaba como un sultán con su harén en el bar after hours que me gusta ir, agarrada de la mano con uno en cada lado. Mi otro amigo, Gleider, me pregunta: ¿tú estás segura que tú no tienes un binbín? (no, no tengo).

Entonces está el otro episodio, el de Leo, el chico de España. Yo había prometido dejarlo la última vez que hablé con Eduardo, pero esta promesa se cayó por razones obvias y cuando Leo volvió yo lo volví a ver muy feliz de la vida. Fue una noche interesante, fue la noche del 31. Fuimos a un par de bares, mi amiga Lily se desapareció con un fulano que conoció esa noche y me dejó el carro (¡qué compromiso, y yo borracha!). Pues yo me metí en contravía, me paró un AMET y acabamos discutiendo entre todos. Y fíjate algo, cuando estábamos peleando pude comparar a Leo con un artista amigo que también andaba, mientras el artista estaba peleando me hablaba mal, como si me estuviera regañando. Leo, aún con pique, me trataba con dulzura y con respeto... definitivamente tengo que buscarme un hombre del primer mundo. Y para rematar, cuando terminamos la discusión y le pregunté si estaba enojado me dijo que no, imposible, que ahora le gusto más y me admira más porque tengo dos tremendos cojones. ¡Qué emoción!

Pues cuando amaneció nos separamos y nos volvimos a juntar a mediodía del día 1ro en su hotel. Pasamos como 4 horas y tan pronto me desperté yo estaba desesperada por irme, a pesar de no tener ningún compromiso. Él me decía "quédate conmigo, hazme el amor" y yo lo intenté, honestamente, pero en 20 minutos que intenté quedarme en la cama al lado de él controlé como 6 ataques de nervios. Estar al lado de él me estaba enfermando con ansiedad, palpitaciones, calor y de todo. Tenía ganas de gritar, de jartarme de pastillas y una desesperación incontrolable.

Cuando se lo conté a mi compadre me dijo que yo gradualmente me estoy convirtiendo en un hombre y parece tener la razón. La verdad es que he vuelto alérgica a todo lo que signifique cercanía e intimidad. Tuve que separarme de la persona con quien yo más cómoda me siento cuando todavía le quedaban varias horas en el país por mi inhabilidad de estarme tranquila en un solo sitio.

Y ésta es la otra posible vertiente del tema de mis acosadores. Quizás no son ellos, quizás sea yo. Quizás es que yo me estoy sistemáticamente desasociándome de los sentimientos ajenos y propios (no que yo esté admitiendo tener sentimientos). Quizás es que yo quedé con tanto pánico de mi matrimonio que ando con miedo siempre. Quién sabe. Hasta el momento, seguir viviendo así me parece preferible. Sin discusión.

martes, enero 13, 2009

Esta boca es mía

"Vale, que a lo mejor me lo merezco/bueno, pero mi voz no te la vendo/puerta, y lo que opinen de nosotros.../léeme lo labios, yo no estoy en venta" Alejandro Sanz. No es lo mismo

Desde que yo empecé a escribir toda la mierda que me viene a la cabeza en este bló he tenido mi cuota de críticas y desaprobación.

Primero fue Gregory, el colombiano de ¿Estás preparada para mi respuesta? Parece ser que él estaba muy contento enseñándole el blog al socio y a la esposa y se topa, de primero, con una historia sobre él. La verdad es que yo no encuentro que la conversación tenía nada de malo, pero él se puso histérico y me mandó este email:

"Hola kiara, Estoy muy molesto contigo y esa fue la razon por la cual decidimos no encontrarnos contigo ayer en la noche.

Te hago una digna peticion para que no suene como una advertencia:
1) Quita inmediatamente mi foto de ese block, no me interesa si esta o no esta alterada grafiacamente, tengo los derechos reservados de todas mis fotografias, recuerda soy fotografo.Nadie puede publicar una foto de las que hago sin consultarme o comprarme los derechos.
2)quita la nacionalidad ponle de cualquier otra parte
3)quita un apartamento en el malecon cerca al hilton te lo agraceria mucho. De lo contrario reportare tu block como inapropiado y que utiliza material privado sin autorizacion. Despues de leer tu blog aida ni nuestros amigos quicimos arriesgarnos a salir contigo por peligro a que fueramos el foco de tus escritos.
Una accion tiene siempre una reaccion. Gracias."

Todavía en este momento le estoy dando el beneficio de la duda y le contesté lo siguiente:

"1. Supuse que te iba a encantar, estaba esperando que lo vieras.
2. El blog es privado, no público. Nadie tiene la dirección, quienes la tienen no saben quién soy y tú y yo no tenemos amigos en común.
3. Yo soy protagonista de esa conversación, tengo el derecho 100% a divulgarla.
4. No me gustó el tono... decide cuál va a ser tu actitud ¿es por favor, o es: "....vas a hacer lo que yo diga inmediatamente"?
5. Me hubiera encantado que me llamaras y me lo dijeras ayer, cuando pasó.
Kiara"

Respuesta:

"Subject: Es un Por favor
Nada, solo es una por favor de que cambies lo que conecta ese texto con datos y sitios de la realidad y quites la fotografia no solo por que sea mia si no por que es una foto mia publica esa foto esta en el encabesado de mi sitio y es super publica. Gracias y Feliz dia."


"Una pregunta: Si hago esto, ¿se te va a quitar el enojo conmigo y me vas a volver a hablar? Kiara"

Luego de esto no volví a saber de él, ni respuesta, ni nada... tampoco lo he encontrado en messenger, por lo visto me bloqueó. Pero él lo dijo bien claro: cada acción trae una reacción.

Segundo caso: Hugo (la culebra, como le dice el chico de Alaska), el mejor amigo de Eduardo. Desde que yo empecé el blog, antes de haberlo leído era mi fan #1, él decía que cualquier cosa que yo escribiera él lo leería y me pedía cada vez que nos juntábamos que le diera la dirección. Al final lo hice y él gozaba cantidad... cuando las historias trataban de otras personas. Cuando conté el cuento sobre él, en Los amigos del sexo opuesto y luego en BROs before HOs se puso histérico, me llamó, me amenazó con ir a la fiscalía, etc... al final lo puse a hablar con mi abogado y dejó de joder, de paso dejó de hablarme también. Hace algunos días me contó Alejandro que Hugo estaba loco por hablar conmigo, pero que estaba muy avergonzado y no se atrevía a llamarme. Luego me lo puso por teléfono y hablamos un rato. Pero ya es demasiado tarde, puesto que yo decidí alejarme de toda esa gente que me recuerdan a Eduardo, para conservar la salud mental.

El tercer caso es un comentario que me enviaron diciéndome hasta cuero. Al poco tiempo la misma persona se retractó y me dijo que le diera pa' lante, que diga lo que me da la gana. Jajajaja! Qué cool!

Lo que esta gente no se da cuenta es que yo los tengo agarrados por los cojones. Si yo me atrevo a decir algo más o menos caliente sobre alguien es porque tengo en el tintero muchísima basura más. Quien se ofende no se está dando cuenta que las historias sobre ellos son una forma sutil de amenaza. Lo que yo hablo aquí es como un iceberg, solo el 10% sale a la superficie... si jodes mucho, comienzo a sacar los trapitos al sol, estás advertid@. En el caso de Gregory, todavía no he publicado la conversación realmente comprometedora, la que lo puede meter en líos con su esposa. En el caso de Hugo, ahí tengo yo con qué pasarme un año escribiendo.

Mis amigos de verdad, por el contrario, no se atreven a intentar coartar mi libertad de expresión, no me dicen ni que ponga ni que quite (aún cuando estén en desacuerdo), no me pierden la confianza (por el contrario, me cuentan más cosas que nunca, sabiendo que en realidad yo sí tengo un filtro, aunque no lo use mucho) y para colmo, se atreven a recomendar el blog.

Pues esta mañana me levanté yo pensando en la relación fracasada con el mojón de Eduardo y me doy cuenta que en los últimos tiempos él me hacía comentarios como de que yo lo tenía en las 4 esquinas, o que yo era indiscreta, o que le tenía miedo a la lengua mía, etc... y su hermano, siempre de lambón, me hacía este mismo tipo de comentarios. Y como ellos no se refieren a nada que yo haya dicho en vivo, con la boca, supongo que se referían al blog. Quizás fue por esto que me perdió el cariño y el respeto.

La verdad, si el precio que tuve que pagar para defender mi libertad de expresión y mi derecho a ser quien yo soy, sentir como siento y decir lo que pienso fue perder al hombre que yo amaba... barato me lo jallo. ¡Hay muchas personas que dieron su vida! Mierda pa' él... mi voz no está en venta.

martes, enero 06, 2009

Capítulo concluso

"Tenían que transcurrir muchos años, sufrir yo muchos golpes, perder grandes ilusiones y conocer multitud de gente para recuperar en cierto modo a mi padre y a mi pueblo natal; ya que siempre el camino hacia lo más íntimo es un largo periplo que pasa por seres y universos. Así recuperaría a mi padre. Pero, como casi siempre pasa, cuando era demasiado tarde. Si en aquel entonces hubiera intuido que lo veía sano por última vez, si hubiera adivinado que veinticinco años después lo vería convertido en un sucio montón de huesos y vísceras en podredumbre, mirándome tristemente desde el fondo de unos ojos ya casi ajenos a este mundo, entonces habría tratado de comprender a aquel hombre áspero pero bueno, enérgico pero candoroso, violento pero puro. Pero siempre entendemos demasiado tarde a los seres que más cerca están de nosotros, y cuando empezamos a aprender este difícil oficio de vivir ya tenemos que morirnos, y sobre todo ya han muerto aquellos en quienes más habría importado aplicar nuestra sabiduría." Ernesto Sábato. Sobre héroes y tumbas.

Acabo de entender algo por primera vez en 17 años. Esta es la historia con mi papá:

Después que ellos se divorciaron cuando yo tenía 6 años él venía a visitarme mensualmente al principio, después varias veces al año en las fechas especiales y luego aproximadamente una vez al año, para mi cumpleaños. En ese lapso también hablábamos por teléfono algunas veces, raramente, cuando yo sabía el teléfono de su trabajo (cambiaba de trabajo más que de pantaloncillos).

En una ocasión, para navidad cuando yo tenía 11 años mi mamá y yo fuimos a visitar a mis padrinos y se puso el tema de mi papá. Hacía como 1 año y medio que no sabía de él y estando allá, mis padrinos me dieron el número de teléfono y lo llamé. Naturalmente, lo primero que hice fue reclamarle que me tenía botada y me contestó: "Si tú hubieras querido hablar conmigo me hubieras llamado, mi número está en la guía". Yo seguí hablando con él pero después que tranqué me pasé la noche llorando por la actitud tan grosera con que me contestó ¡yo si me encontré injusta esa respuesta! De ahí en adelante decidí no molestar más y en eso pasaron 5 años.

Cuando ya se me pasó el pique, a los 16, decidí entonces rescatar esa relación, buscarlo hasta abajo de las piedras y obligarlo a que me viera y me hablara, porque era mi papá y me hacía falta. Ya yo había terminado los exámenes de 4to de bachillerato, estaba por graduarme, tenía amigos, novio y un nivel más alto de autonomía.

Dicho y hecho. Lo localicé y fui con uno de mis mejores amigos del colegio y mi novio para su casa. Esta visita fue escondida de mi mamá que todavía no lo sabe. Por primera vez fui a su casa, por primera vez conocí a su esposa (ya tenían 10 años juntos) y él me guardó bizcocho y refresco rojo, porque supuestamente eso era lo que a mí me gustaba. Me enseñó también que todavía llevaba en su cartera la misma foto de siempre, que es la que está aquí puesta. La visita estuvo excelente, mis amigos lo adoraron automáticamente. Hijo único igual que yo, pero con más hermanos postizos que el carajo. A todo el que tenía su apellido se lo pegaba de hermano o primo.... siempre el alma de la fiesta, mujeriego, bebedor, fiestero, cuenta cuentos, celebraba los aniversarios "del día que nos conocimos, del día que nos miramos, del día que nos dimos el primer beso" dice mi mamá. Este tipo era el protagonista de la canción Mediterráneo: "Soy cantor, soy embustero, me gusta el trago y el vino, tengo alma de marinero".

Par de meses más tarde vino a visitarme a mi casa y me avisó que tenía que cumplir su sueño, ir a España, a conocer la tierra de su padre, que había vendido el carro para pagar el viaje y ya se iba, que era un viaje como de 6 meses y que me iba a escribir.

Efectivamente, al poco tiempo, en Septiembre, llegó una carta en que me decía que le gustó mucho España, que les estaba yendo bien, que todo por allá era muy fácil y que estaba pensando quedarse. Esto me chocó un poquito, pero me dispuse a contestarle muy contenta par de días más tarde que ya yo había entrado a la universidad, que me había decidido por arquitectura, que a mis amigos él les cayó muy bien y a mí su esposa, Magda, etc.

Como estaba muy cansada por la amanecedera me acosté a dormir la siesta para ir al correo cuando me despertara. Ya se estaba poniendo el sol y mi mamá entró a la habitación y me dijo: "Llegó Julio (mi novio) y me acaban de llamar que tu papá se murió ayer en España". Sobra decir cómo me pasé el resto del año. Aparentemente le dio pancreatitis, se le envenenó la sangre, se murió en 3 días.

Lo natural es estar triste, pero este no era mi punto. Lo que me frustró es que cuando yo por fin tomé una decisión, precisamente va y se muere. Aparte de los naturales sentimientos de negación ('esto tiene que ser un error') yo tenía un maldito pique con él por abusador, por la desconsideración de morirse y no avisar, cuando yo apenas estaba recuperando lo que me hizo tanta falta por tantos años.

Por 17 años he cargado con esta tristeza y hoy por fin me di cuenta que yo lo estaba mirando todo al revés. Yo sentí que me truncaron un capítulo bello, interesante que estaba por empezar en mi vida. Pero eso no es lo que pasó, no era un capítulo que estaba empezando, era el epílogo.

Dios me dio la oportunidad de verlo una última vez, Dios me dio la oportunidad de verlo a los 62 años, de conocer su casa, de conocer su esposa. Dios me dio el chance de hablar una última vez con él por teléfono, de que me visitara una última vez, de que se despidiera, de que me escribiera. El gran privilegio que yo tuve fue que a mí no me llamaron un día y me dijeron "tu papá se murió" y yo me quedara con la frustración de que la última vez que supe de él fuera 5 años antes en una conversación súper hiriente.

Hoy me levanté súper feliz, porque 17 años más tarde entendí que yo sí tuve una oportunidad de concluir el capítulo y se me concedió el privilegio de un final feliz.

viernes, enero 02, 2009

El amor no debe doler

"¡Oh quién fuera hipsipila que dejó la crisálida!
(La princesa está triste. La princesa está pálida.)
¡Oh visión adorada de oro, rosa y marfil!
¡Quién volara a la tierra donde un príncipe existe
(La princesa está pálida. La princesa está triste.)
más brillante que el alba, más hermoso que abril!"

Rubén Darío. Sonatina

El día de Navidad estaba yo contando cuentos con una amiga mía, Lily, y ella me estaba comentando que el último enamorado de ella tenía problemas de mamitis y no se decidía a tener una relación en serio, a pesar de tener ya 41 años y haber sido soltero siempre. Parece ser que la brillante idea de Lily fue darle hasta mediados de marzo para decidirse a comprometerse "o sea" le dije yo "que tú le pediste amores". Ella admitió que ese es un punto de vista que ella no había contemplado y decidió terminar la relación porque no tiene futuro y porque, honestamente, ni cuando te piden amores a los 12 años te dan 3 meses para "pensarlo". Y claro, ella me hizo ver también que hace 15 días, cuando tuve la conversación con Eduardo en que le decía que no me llamara ni me contactara absolutamente para nada a menos que estuviera dispuesto a hacerlo diario y tomarme en serio, hice exactamente lo mismo. Todavía estamos riéndonos Lily y yo cuando nos acordamos de eso.

Pero resulta que no debería ser necesario para esta chica, que por cierto es una reina, alta, blanca, rubia, fina y educada (y sí, también fue reina de belleza) presionar a nadie para que le haga caso. Pero cuando lidiamos con una persona que tiene inaccesibilidad emocional ¿por qué darle a él un ultimátum y el poder de decisión? ¿por qué no decidir que yo no puedo estar en esto y me salgo de aquí?

En el empeño de nuestras sociedades occidentales de encontrar "the one", nuestra alma gemela, el amor de nuestras vidas, nuestro príncipe azul, el caballero de la armadura brillante nos obsesionamos con cualquiera que se nos acerca y aparenta tener posibilidades preguntándonos si este será. Yo estaba leyendo en estos días que si una persona está para tí una de las características es que no vamos a tener ningún tipo de duda de que el otro siente igual. El hombre/la mujer de tu vida te va a hacer saber fuera de toda duda tanto con palabras como con acciones que eres correspondid@. Si esta persona te va a acompañar por una buena parte del recorrido de tu vida no vas a estar sumid@ en el desasosiego o la inseguridad. Te va a llamar, va a cumplir las citas o llamará para excusarse, te va a dar prioridad, va a querer estar contigo en los tiempos libres, va a mostrar interés y probablemente no haya que atacarlo para pedirte más compromiso o una relación más cercana.

Corolario: si estar con alguien te está generando más desesperanza que esperanza y dudas todo el tiempo, déjal@. Todos hemos estado en relaciones que nos pasamos todo el tiempo lejos preguntándonos ¿estará pensando en mí?, ¿me querrá?, ¿me estará poniendo de relajo?, ¿para dónde va esta relación?.... No ombe, no, así no se puede vivir.

Cuando yo era joven la telenovela Leonela decía esta soberana estupidez en la canción: "quien te hace llorar es quien te ama" ¡MIERDA PA' ELLOS! ¡Cuántas mujeres crecimos creyéndonos esta versión de que el martirio era una buena inversión para el futuro!

Decía Lucy que lo que pasa es que si no debemos nunca bajarnos del trono, si nos bajamos nos jodimos y jamás nos podemos volver a subir a él... y mi mamá le dijo a Lily anteayer que nunca se puede perder la dignidad... entendido y anotado, jefe, lección aprendida. Es como el poema aquél de Rubén Darío, "Era un aire suave..." del libro Prosas Profanas:

"La marquesa Eulalia risas y desvíos
daba a un tiempo mismo para dos rivales:
el vizconde rubio de los desafíos
y el abate joven de los madrigales."

O sea, que la princesa tiene por un lado un jevito que la lleva a Sophia's y Cane y por el otro un artista bohemio de la zona colonial... pero a ambos los mantiene en vilo, "ríe, ríe, ríe" y sin decirle que sí ni que no a ninguno de sus adoradores.

Como ejemplo pongo mi relación con mi esposo, a quien yo considero el amor de mi vida. Nunca, en ningún momento, ni en los peores tiempos, ni en medio de nuestras peleas, ni en la percepción de los demás, tenía la más mínima duda de su amor y devoción absolutos. Desde febrero no le hablo, pero hace unos días me llamó y no me quedó más remedio que contestar porque los niños estaban allá, uno de ellos con fiebre y mi contacto con él (el compadre) fuera del país. Inmediatamente se pone a pelear, que si el niño tiene fiebre, que si el otro está flaco (pero come como una bestia), que si tienen las orejas sucias, que no se han cepillado los dientes después que llegaron allá (no me digas, genio... y de quién es esa responsabilidad?). En fin, que le tranqué el teléfono sin responder porque he cogido la saludable costumbre de no hablar sin pensar, sobre todo cuando tengo pique. Después de pensar un poco le mandé un mensaje "Arréglale las orejas tú, que yo estoy trabajando por dos", esto en referencia a que no ha dado un centavo después que se fue de la casa. Me contestó lo siguiente: "y te lo agradezco mucho. Te amo".... como dice mi amigo Gleider, me jodió!!!!!!!!!!!! Inmediatamente se me quitó el pique. Supongo que soy débil en este departamento.