Follow by Email

miércoles, enero 28, 2009

Marino

"...tú que tanto has besado tú
que me has enseñado
Sabes mejor que yo
que hasta los huesos
sólo calan los besos que no has dado"

Joaquín Sabina. Y sin embargo

Recientemente conocí a un hombre tal como me gustan a mí: alto, sexy, inteligente. Él es periodista de profesión pero se dedica a algo relacionado con la sociología. Extremadamente culto, el día que nos juntamos pude notar que es capaz de hablar de cualquier tema, por lo visto ha estado en varios países. Es muy sensual, callado e intrigante, se me parece a Rick Fox, un jugador canadiense de básquet ¿y ya dije que es alto? Mide 6'2" ¿qué puedo hacer? mi debilidad son los hombres altos.

Me encantó, lo primero que hice luego que nos juntamos la primera vez fue contárselo a todas mis amigas y ellas me han estado preguntando en qué anda eso. El primer día, que intercambiamos teléfonos dice él que yo lo besé, pero no me acuerdo; la segunda vez nos fuimos de bares, pero ese día no hubo ni un beso, pero sí mucha química; la tercera vez fue cuando se lo presté a Rocío y quizás nos juntemos pronto.... veremos.

Hace unos días, después de un acto de desaparición de 3 días me puso este mensaje: "Te he extrañado, Kiara. Cosas mías, de la vida. Besos" y no se ha vuelto a desaparecer. Él se queja de que yo no lo llamo, pero qué puedo hacer? yo no llamo hombres. Si él ve un día que yo lo estoy llamando que no le quepa duda que perdió puntos y bajó de categoría a "sólo amigos". Es mejor mantenerlo así hasta que sepamos cuánto realmente me gusta. Me llamó esta tarde porque aparentemente yo había quedado desde ayer de juntarme con él y se me "olvidó", me dijo "te vas con cualquiera, menos conmigo... estos amores de nosotros están jodones" ¡qué bello, qué dulce y qué risa! Me fui a Dock a juntarme con un amigo a beber. Llegué temprano y con un jumo cómodo y apenas me había acostado a dormir cuando me llamó de nuevo. No he podido volver a dormir, ayer pasó lo mismo, Selena, Canek y yo nos acabábamos de acostar en mi cama a dormir cuando él llamó y me espantó el sueño, estuve trabajando hasta las 3. Aparentemente me busqué un novio nuevo, pero no un novio de verdad, sino un "novio", así, entre comillas.

Qué pena que yo solo me topo con tipos que valen la pena y no puedo aprovecharlos mejor. Mi problema con los hombres de mi rango de edad que no están casados y no han tenido hijos es que están automáticamente descartados para algo en serio. Cualquier relación en estas condiciones trae en sí misma sus propios límites. Yo, ni me caso, ni tengo novio, ni muchísimo menos me pasaría por la cabeza tener más hijos (yo creo que con 3 basta).

Mi problema con el noviazgo es diferente de mi problema con el matrimonio. Yo no me caso porque quiero dormir sola lo que me queda de vida, vivir sola lo que me queda de vida y no salir con la misma persona todas las veces. Mi problema con los novios no tiene nada que ver con esto, sino que ningún anormal va a aceptar mis condiciones: exijo fidelidad y me acuesto con quien me de la gana.

Sin embargo yo siempre he cogido los noviazgos muy en serio, porque tengo la mala costumbre de no tener novio a menos que me enamore (cosa que ya no hago), por eso he tenido pocos y buenos novios. Uno a los 11 años, duramos 2 años, uno a los 15, duramos 3, el de los 18, con ese me casé, y el de los 21 y con ese me casé también. Ni siquiera puedo considerar novio al mojón de Eduardo, con quien perdí un año de mi vida, porque esos dos buenos meses que pasamos juntos sencillamente no califican, sobre todo por la forma como terminaron. Digo yo que un novio acompañaría a su novia a operarse para sacarse un tumor (Gracias a Dios que en la próxima marranada que él me hizo yo estaba fuertemente drogada y la depresión solo me duró 2 días).

Es evidente que ya encontré con qué entretenerme por lo menos por 2 semanas. Me recuerda mucho a Augusto, perfecto en teoría, pero que cruzó la raya conmigo. Por lo pronto éste no me jode y no me controla. Lo que sí ha quedado claro es que yo no soy ni lesbiana ni bisexual, ya yo he inventado todo lo que tenía que inventar con las mujeres que están más buenas y no vale, pero cuando este hombre se me acerca me acelera el pulso y me sube la temperatura, tengo ganas de acostarme con él. Un hombre con testosterona me pone en lo que yo no estoy hasta por teléfono ;-).

Lo único que me falta es probarlo en la cama. Supongo que eso no va a ser problema puesto que ya me dijo que me puede regalar todos los días de lluvia que yo quiera.

1 comentario:

¿y cómo lo ve usted que tiene lentes, doctor?